Facebook
Twitter
Youtube
Youtube
VerdadAbierta.com
FINANZASLas regiones tienen una buena oportunidad de negocio con los emprendimientos que puedan surgir en torno al posconflicto pues se esperan beneficios tributarios como una forma de impulsar la inversión, en donde se ve un potencial en los sectores de turismo, agricultura e infraestructura y construcción.

Según explicó el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, en las próximas semanas se expedirá un listado de 300 municipios, principalmente afectados por el conflicto armado, en los que sociedades que se constituyan en dichas zonas, contarán con una serie de incentivos como la reducción en el impuesto de renta.
Estos mecanismos establecidos en la reforma tributaria, con la que el país recibirá 6,2 billones de pesos adicionales, beneficiarían principalmente a las micro, pequeñas y medianas empresas.  

Según explicó el funcionario, la tarifa del impuesto sobre la renta y complementarios sería del 0% para estas nuevas micro y pequeñas empresas entre los años 2017 y 2021. Entre 2022 y 2024 la tarifa sería del 25% y entre 2025 a 2027 la tarifa quedaría en 50% sobre la tarifa general.
Agregó que para el caso de medianas y grandes empresas, la tarifa del impuesto de renta sería del 50% entre 2017 y 2021; por los años 2022 a 2027 del 75% y de allí en adelante regirá la tarifa general.

Estos beneficios que están en proceso de reglamentación y permitirán generar empleo en las poblaciones más afectadas por el conflicto, por lo que adicionalmente se estableció un mecanismo con el que las empresas podrán pagar sus impuestos mediante la construcción de obras de infraestructura.
“Quienes tengan impuestos que pagar, lo podrán pagar haciendo obras en esos municipios. Es un mecanismo que hace parte de la Reforma Tributaria que permite llevar más empleo a estas zonas, a través de más estímulos a la inversión”, puntualizó Cárdenas.